Residencia,Canina,Madrid,recomendada,Boadilla-del-Monte,Las-Rozas,Pozuelo-de-alarcón,Aravaca,Majadahonda,Valdemorillo,Sevilla-la-Nueva,Brunete,Perro,El-Escorial,Villanueva-de-la-Cañada,Villafranca, La-Finca,Montepríncipe,Montealina,Monterozas,Peñascales,adiestramiento,hotel

RESIDENCIA CANINA EN MADRID

ADIESTRAMIENTO DE PERROS

hotelcaninomadrid, hotelperrosmadrid, residenciacaninamadrid,centrocaninomadridccam99

Blog de Educación y de Adiestramiento Canino

ADIESTRAMIENTO CANINO IPO: LAS CUATRO ETAPAS

adiestramientocaninoipo

 

LAS 4 ETAPAS DEL ADIESTRAMIENTO CANINO IPO


Por Arsenio Menchero

 

El perro de IPO (International Ordenung Profüng) requiere una crianza y un trato especiales y para que su adiestramiento sea sólido, eficaz y duradero es necesario diseñar cada entrenamiento considerando la etapa en que nos encontremos, tanto en el trabajo de Rastreo como en el de Obediencia como en el de Protección..

Únicamente quien cuida al máximo las 4 etapas del adiestramiento, cada una con objetivos diferentes, puede disfrutar de un perro de competición durante años y sacar cada vez más partido de él.

Hablemos de dichas etapas.
 
 

1.- ETAPA PREPARATORIA


En esta fase se construyen las herramientas de que nos serviremos en el futuro, se ordenan por intensidad los estímulos que crearán impulsión en el perro, crando expectativas correctas de refuerzo (diferentes en cada uno de los planos ambiental, social y de caza), se enseñan las BASES DEL ADIESTRAMIENTO DEPORTIVO mediante técnica de Moldeado y se lleva a cabo EL ADIESTRAMIENTO CIVIL usando técnica de Modelado.
 

  1. Vínculo: El guía demuestra a su perro que ambos conforman un equipo y le enseña a dejarse dirigir, desarrollando su ductilidad. Para ello, en el plano ambiental asegura su confort y su seguridad y en el plano social se muestra como líder, procurándole afecto y administrando sus recursos (agua, comida, grooming, ejercicio, juego). Con una moderada cantidad de ejercicio diaria, sin necesidad de llevar a cabo ningún eprograma específico de entrenamiento físico, el perro va poco a poco alcanzando un buen estado de forma.

  2. Comida: Hemos de lograr que, ante la comida, nuestro perro genere un nivel medio de energía. Para ello debe aprender a cazarla (muestra con (Targeting), persecución con Luring) y siempre ha de comer con voracidad.

  3. Presa: Es necesarrio que el perro desarrolle un alto nivel de energía frente a la presa (mordedor o pelota con cuerda), tiene que aprender las reglas del juego (debe desarrollar todos los tiempos de la caza real: mostrar, perseguir, matar, transportar) y ha de cobrarel (traer y entregar la presa para terminar o para volver a iniciar el proceso). Asímismo, el perro debe aprender a morder marcando todas las fases de la mordida: Apertura (mordida rápida, potente y a boca llena, Mantenimiento (boca firme y llena), transición (boca firme y llena), soltar (rápido a la orden) y vigilar (con concentración y tensión).

  4. Presión: El guía ha de hacer al perro fuerte ante la presión durante las acciones de caza y de protección y, en cambio, volverlo ductil frente a su manipulación. En esta primera etapa hay que lograr excitar o apaciguar al perro, según requiera la ocasión, mediante acciones del collar.
    1. Durante la excitación sobre la caza (Presión Activa, Presión de aceleración): el perro, atraido por la caza, debe tensar  fuertemente la correa y atambién aceptar, sin inhibirse, tironcitos arbitrarios.

    2. Durante la tranquilidad de un paseo (Presión Pasiva, Presión de frenada): el perro debe ser dúctil y manipulable, y ceder a la correa. En esta etapa se entrenan con MODELADO, a bajo nivel de energía, los 4 ejercicios necesarios para el adiestramiento de calle (caminar al lado con la correa floja, venir, sentarse y tumbarse)
       
  5. Trabajo con impulsión y velocidad: En esta fase preparatoria se debe prestar especial cuidado a que durante todos los entrenamientos con comida y con pelota, el perro se comporte con rapidez, con fuerza y con empuje.
     

 

2.- ETAPA DE ADIESTRAMIENTO DEPORTIVO


En esta etapa el objetivo es enseñar al perro la técnica necesaria para que trabaje como exige el Reglamento de IPO. Mientras aprende el programa, no es mala idea entrenar trucos que nada tengan que ver con los ejercicios reglamentarios.

Lo ideal es trabajar en dos fases:
 

  1. Fase de Moldeado: Se trabaja en positivo con Luring, Targeting y Timing. Empezamos cada ejercicio guiando al perro con Luring y enseguida lo realizamos con Targeting, premiando con comida para que no se sobreexcite. Cuando ya realiza bien la acción, aumentamos la velocidad y la energía reforzando con la presa y, por último, lo etiquetamos con el Comando correspondiente. Así se produce un condicionamiento perfecto en energía alta entre Comando y Comportamiento. Así se consigue empuje.

  2. Fase de Manejo con Presión: Cuando el ejercicio ya está bajo comando, se provoca el fallo, se corrige con Presión Activa e, inmediatamente, se premia con presa. Es el Sistema “ne-po-PO” (negativo-negativo-Positivo), difundido por Bart-Bellon)

     

 

3.- ETAPA DE COMPETICIÓN


En esta etapa se superan los niveles de IPO, primero, y se inicia la competición, después.
 

  1. Fase de Exámenes: Si pienso competir con el perro, soy partidario de no examinarle de la Prueba BH hasta que no esté preparado para el IPO III. Así es más fácil para él. Entonces, de seguido, se pasan todos los Grados.

  2. Fase de Campeonatos: Cada Campeonato ha de prepararse con la suficiente antelación, entrenando tanto el físico como la técnica del perro en cada una de las tres disciplinas de IPO (Rastreo, Obediencia y Protección), extremando el equilibrio entre compromiso e ilusión por el trabajo, cambiando frecuentemente de escenario, reproduciendo condiciones ambientales durante los entrenamientos  lo más parecidas posibles a las que nos encontraremos a la hora de la verdad. Que  el perro esté a tope cuando llegue el momento dependerá en gran medida de la  estrategia que hayamos seguido.

 
 

4.- ETAPA DE MANTENIMIENTO
 

Finalizada una temporada deportiva hay que bajar poco a poco el nivel de condición física del perro, disminuir los tiempos de las sesiones de entrenamiento técnico y ajustar su alimentación para mantenerle fuerte, en un estado medio de forma en el que se encuentre cómodo y sin estrés.
En resumen, hay que trabajar poco y hay que cuidar la salud del perro. Para ello, os aconsejo:

  1. Mantener alta la impulsión durante el trabajo, con entrenamientos cortos y enérgicos, evitando las rutinas, siendo impredecible en el orden de los ejercicios, empleando poco o nada de presión, evitando los esfuerzos grandes sobre obstáculos, entrenando únicamente los fallos que se produjeron durante el último evento, perfeccionando cada parte de cada ejercicio con micromoldeado.

  2. Alternar entrenamientos aeróbicos (largos paseos subiendo y bajando cuestas, sesiones de cinta al paso y de natación) con sesiones anaeróbicas (series con la pelota, alargando el tiempo de ladrido, practicando rastreos largos con motivación), siempre sin grandes exigencias.


Desgraciadamente, la ambición de algunos guías, quema pronto a los perros prometedores. No olvidemos que, sólo si cuidamos todas las etapas del adiestramiento, podremos disfrutar de un perro competitivo y eficaz hasta que alcance una avanzada edad.


Después, cuando lo retiremos del circuito deportivo, procuraremos a nuestro compañero de aventuras una jubilación digna. Pero eso será objeto de otro artículo.

| Mas

<<< Volver